martes, 8 de marzo de 2011

#62

A Jack no le molestaba el aspecto sucio y decadente de su habitación de motel. No le molestaba la luz rojiza del cartel que anunciaba que en el local de enfrente era posible emborracharse mientras uno observaba cómo se desnudaba una chica detrás de otra, a pesar de que parpadeaba de un modo irritante y estaba colocada de manera tal que caía directamente sobre la almohada. Tampoco le molestaba el hecho de que el televisor de pago no fuese capaz de mantener la emisión durante más de siete segundos sin perder la señal, ni la cama con una pata rota, ni el continuo zumbido del extractor del baño hora tras hora. A Jack todo eso le daba igual.

Lo único que le molestaba, lo que le carcomía el alma y le enfadaba en un grado supremo, era la pequeña mancha de humedad que se había instalado sigilosamente en la pared de la habitación. Aquella sombra de un par de centímetros que iba ganando terreno tan despacio que podría decirse que se mantenía siempre del mismo tamaño. Pero Jack sabía que no era así, que la mancha crecía imperceptiblemente día tras día. Y le podía, le exasperaba, le derrotaba. Porque aquella mancha de avance imparable le recordaba con su intromisión que más allá de aquellas cuatro paredes existía un mundo y tarde o temprano, la fuerza del cambio despiadado e inexorable acabaría por atraparle también a él.

17 papeles encontrados:

Vega Pasión dijo...

Tienes un regalito en mi blog...cuando puedas te pasas a recogerlo...

Besos,Vega Pasión.

Ladrona de Mentiras dijo...

Qué bueno desi.Siempre me gustó tu cabecita
(pd:te hacen regalos por todos los lados eh?)

Eleanor Smith * dijo...

Esas manchas son las peores. Empiezan pequeñas y luego te devoran... (si lo sabré justo en estos momentos) *

Un beso o 2 !

Ojosnegros dijo...

Digo lo que Eleanor, esas manchas entran en nuestras vidas sigilosamente y cuando nos queremos dar cuenta nos devoran por dentro.
Muchos besos Ilusionista.

aina dijo...

Uff, qué angustia.

Emms. dijo...

i hadn't used the word humidity in a while, thanks.
like the post.

that mould is a bitch.

Lou dijo...

Todo lo que nos da miedo empieza siendo pequeño...hasta que crece de forma inexorable...y termina atrapandote, Jack lo sabía.

Erev dijo...

Pobre Jack.
Ya sabe qué significa sentirse humano,¿no?
Me ha gustado mucho.

BaBel dijo...

sip, cuando lo ajeno nos involucra es, ciertamente, una mierda :/

Porcelana dijo...

Suena a abismo y a la inmensidad de una pequeña mancha. Me agrada.
On the other hand, hoy vi un libro en una libreria que me hizo pensar en ti. Igual le echo un ojo de verdad un dia y si me agrada lo suficiente te lo regalo.

J. dijo...

Mlle Porcelaine, ¿era el libro, acaso, "Cómo ser un filósofo reputado en diez sencillos pasos"?

Equis dé.

TORO SALVAJE dijo...

Lo entiendo perfectamente.
Contra una mancha así no hay nada que hacer.

Saludos.

virgi dijo...

Mientras no sea de sangre (es que me vino a la cabeza alguna imagen tarantiniana).
Me gusta leerte, besos besos

Irene Adler dijo...

O acabará suicidándose antes, tiene toda la pinta...
En fin, que me ha gustado :)

Rayuela dijo...

la mancha podrá con él (a mí me sonó kafkiano)


besos*

Belén dijo...

Es ver la muerte de cerca...

Besicos

ewa ewa! dijo...

Me encanta.
Mucho mucho.
Siempre me gustaron los tipos llamados Jack, no sé.

Publicar un comentario